jueves, octubre 6, 2022
InicioMexicaliLONCHE NUTRITIVO OPTIMIZA EL RENDIMIENTO: IMSS

LONCHE NUTRITIVO OPTIMIZA EL RENDIMIENTO: IMSS

 
Proporcionar un lonche con alimentos poco nutritivos es tan dañino para los menores como la ingesta de uno muy abundante a la hora del recreo escolar, advirtió el doctor Fernando López Orrantia, director de la Unidad de Medicina Familiar (UMF) número 39 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Tecate.
 
En ese sentido, explicó que los alimentos más recomendados para integrarse a un lonche escolar son: frutas de temporada, algunas semillas y agua natural –preferentemente-.
 
Sin embargo, agregó, que dependiendo del tiempo que vayan a permanecer en la escuela y de acuerdo a la edad,  son las porciones que se deben proporcionar; si son más horas hay que darles algo más sustantivo, por ejemplo una torta o sándwich elaborados de manera balanceada con productos nutritivos, alguna verdura, lácteos como crema o queso panela y proteínas animales como jamón de pavo, para la adecuada nutrición.
 
De igual manera, es muy importante evitar jugos y bebidas gaseosas, industrializadas y con edulcorantes artificiales, frituras, panecitos o pastelería empaquetada, ya que son altamente calóricos y aportan gran cantidad de grasas no saludables que se acumulan en el cuerpo.
 
Puntualizó que la colación es la quinta parte del aporte calórico a consumirse en todo el día, por lo que su función es únicamente  dotar de la energía suficiente hasta que se consuma el siguiente servicio de alimentos, que sería a la hora de la comida fuerte.
 
Destacó que es imprescindible que al inicio de las actividades diarias el menor haya ingerido un desayuno ligero, es decir; una porción de fruta, cereales –contenidos también en pan- y jugo o leche.
 
Enfatizó que el desayuno es muy importante porque de la cantidad que coman, dependerá la energía que tengan para llevar a cabo sus actividades, si no se cuenta con la glucosa, vitaminas y minerales, el funcionamiento cerebral no será el más óptimo.
 
Por el contrario, si el desayuno o lonche es altamente calórico provocará somnolencia, cansancio y desgano; entonces el rendimiento también será limitado.
 
El especialista subrayó que toda la población debe mantener como hábito una alimentación balanceada en todas las comidas del día, procurar un producto de cada grupo alimenticio, consumir cinco porciones de frutas o verduras al día, tomar suficiente agua y hacer ejercicio por lo menos 30 minutos diariamente.

 

ARTICULOS RELACIONADOS

Mas leídos